Apego

apegoEl otro día, mientras tomaba un café con unas amigas salió a relucir el tema del apego, de la importancia de la buena relación entre padres e hijos. Comentábamos, como algunas familias desde una edad muy temprana de los niños, son totalmente independientes, siendo en algunos casos el hijo o la hija, considerado una carga o un “segundo plato” a lo largo del día. Pero, ¿qué consecuencias puede acarrear este tipo de comportamientos?

Arid-ibn Sa´d Al-Kahtib Al-Qurtubi, fue uno de los primeros autores en llamar la atención sobre la importancia de la interacción madre-hijo. Ya en la actualidad, figuras como las de Bowlby o Ainsworth tratan el tema del apego apoyándose en investigaciones para fundamentar dicha importancia.

Bowlby mantiene que para conseguir una adecuada salud mental posterior es fundamental que el lactante o el niño/a pequeño/a experimente una relación cálida, íntima y continua con su madre o figura principal, donde ambas partes la encuentren satisfactoria. La afectividad positiva correlaciona con un apego seguro desde la lactancia hasta los tres años y medio de edad. Por el contrario, cuando los lactantes son separados bruscamente de su figura de apego, éstos experimentan un sentimiento de duelo similar al del adulto pero en forma de explosiones de ira, desesperación y desapego.

Ainsworth y cols. describieron cuatro cualidades del apego: sensibilidad-insensibilidad, apego 2aceptación-rechazo, cooperación-interferencia y accesibilidad-descuido; al que Solomon y cols. añadió el de vinculación organizada-desorganizada.

Los niños con un apego seguro, ante el reencuentro con la figura cuidadora tras una separación se muestran deseoso de contacto corporal y de cooperación ante el mismo, así como ausencia total de irritabilidad. Hecho que no sucede en el resto de estilos de apego.

Ésto lo que puede provocar en etapas posteriores es la aparición de múltiple sintomatología física o cambios comportamentales. Puede desarrollarse una escasa tolerancia a la frustración, irritabilidad, tozudez, caprichos, fragilidad emocional, vulnerabilidad psicosomática, etc. Síntomas que pueden formar parte de un cuadro más amplio relacionados con la ansiedad de separación o problemas del humor. Los trastornos precoces de la alimentación y del sueño suelen representar señales de alarma para iniciar una evaluación pormenorizada de los sistemas de apego.

Por contra, en las figuras cuidadoras, la mala vinculación establecida puede ser provocada por un temor o inseguridad al tomar en brazos al bebé o en mostrar ansiedad ante su intranquilidad. Así mismo, suele darse una sobreprotección cuando se quiere reparar el mal apego previo o buscar la culpa en las conductas extrañas del bebé en otros factores y no en uno mismo.

Los programas preventivos juegan un papel primordial en estos problemas. Ya desde atención primaria pediátrica se deben poner todos los esfuerzos en informar a la familia acerca de hábitos alimentcicios, sueño, entrenamiento higiénico, etc., así como alertar sobre un posible caso digno de evaluación.

En el campo del tratamiento destacan los programas de psicoeducación parental o de intervención grupal en el que se tratan los temas de pertenencia grupal, reconocimiento de líderes o el trabajo concreto de los procesos vinculares en los casos clínicos más severos como los relacionados con algún tipo de autismo infantil o ante problemas psicosomáticos, por ejemplo.

Por lo tanto, el apego, es un sistema primario, que aparece ya desde el nacimiento de manera instintiva , mientras que la conducta de apego es la reforzada por las interacciones intencionales entre cuidadores y niños. En el momento en que dicha conducta sea insegura o ambivalente el bebé no sabrá responder y reaccionará negativamente, bien de manera directa hacia la figura principal de cuidado o bien indirectamente presentando problemas psicosomáticos ya desde la infancia o en la edad adulta. Por ello, destacar la importancia de la prevención y la promoción del desarrollo psicosocial en la primera infancia desde los servicios de atención primaria de salud.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s